Seguimos en un estado de incerteza y desconfianza, pero ya se notan las ganas de volver a vernos y trabajar juntos. Aquí en Tarragona estamos ya en fase 2 y eso nos permite ¡organizar eventos hasta 50 personas!

Después de tanto tiempo sin poder asistir a un encuentro presencial esto nos abre un abanico de posibilidades a la hora de organizar un evento. Igual puede parecer precipitado o inseguro pero teniendo en cuenta todas las restricciones y ordenes que hay que cumplir es factible.

Lo principal es no pasarse con el número de participantes y seguidamente buscar un lugar adecuado para la cantidad de asistentes. Hay que tener en cuenta que es obligatorio mantener la distancia de seguridad y hay que encontrar un sitio donde puedan estar lo suficiente separados.

Una de las ideas podría ser un espacio al aire libre. Además, ha llegado el buen tiempo y, como todavía no han venido los turistas (igual este año ni llegan…) hay muchos espacios que escoger. Se puede optar por hacer una barbacoa en un jardín, una visita cultural a un viñedo o una actividad en la playa (concurso de esculturas de arena, danza Haka, clase de yoga,…).

Por otro lado, si el grupo no es muy grande y el espacio lo permite, es posible reunirse en un sitio cerrado. Aquí también hay posibilidades de eventos para grupos: catas de vino u otras bebidas, actividades artísticas (p.ej. pintar un cuadro), actividades musicales (p.ej. taller de percusión) o algún tipo de brainstorming.

Es obligatorio no olvidar todas las medidas de seguridad: a parte de la distancia usar también las mascarillas y geles desinfectantes, airear bien el espacio y desinfectar los utensilios y el puesto de trabajo de cada participante.

Y si todavía los participantes no se animan a juntarse, ahora, más que nunca, existen muchas formas de eventos online o híbridos. A través de internet se pueden organizar muchos tipos de eventos aunque son distintos a los presenciales y hay que tenerlo en cuenta. Para muchas personas es algo nuevo o siguen sin estar convencidos. Si, no es lo mismo que verse en persona y echar unas risas en vivo, pero es una buena alternativa para las empresas para recordar a sus empleados que, aunque las circunstancias no acompañen, se acuerdan de ellos y los apoyan. Organizar un concierto en streaming con unas palabras en vivo del director, invitar a un webinar sobre el futuro de la empresa o mandar a cada uno una botella de cava con una videotarjeta son solo unas pocas ideas.

En Everama no hemos parado durante este «break» y estamos preparadas para ofrecer todas estas y más soluciones. Creemos que ya ha llegado el momento de estar, con cuidado, otra vez juntos, disfrutar de la compañía y de buen tiempo y volver a escuchar estas risas en vivo.